Aurora Consurgens

Haga clic sobre la imagen para ampliarla.

El título Aurora Consurgens (que podemos traducir con “Aurora Naciente”) proviene del Cantar de los cantares.

El estilo místico y esotérico del Aurora Consurgens hizo que fueses estudiado por Carl Jung como una manifestación del subconsciente de Santo Tomás de Aquino, autor al que se le atribuía la obra.

Nuestro manuscrito, una bella obra del suroeste de Alemania de comienzos del siglo XVI, es ya plenamente renacentista en cuanto a sus ilustraciones.

La alquimia ha perseguido a lo largo de su historia dos objetivos fundamentales: la conversión de un metal bajo en oro y el rejuvenecimiento o la inmortalidad.

La práctica de la transformación de un metal en oro recibe el nombre de chrysopoeia, del griego chryson poiein, que literalmente significa “hacer oro”. Junto a la chrysopoeia, la alquimia tendrá un propósito medicinal, su segunda gran empresa consistirá en el refortalecimiento del cuerpo, el rejuvenecimiento y la prolongación de la vida. Además, el alquimista no podrá alcanzar su propósito sin la purificación del espíritu, lo que por extensión implica un perfeccionamiento del alma como requisito fundamental para recibir la inspiración de la sabiduría divina.

Original del siglo XV conservado en la Biblioteca Estatal de Berlín.

Formato de la obra: 200 x 140 mm.

206 páginas con 30 miniaturas a página completa.

Gótico típicamente germano por su coloración oscura.

Papel especial en pergamino envejecido.

Coleccionado, plegado y cosido a mano.

Encuadernación en piel sobre tabla.

Volumen de estudio histórico, artístico y paleográfico.

Presentado en un elegante estuche.

Tirada única de 550 ejemplares, numerados y autenticados mediante acta notarial.